YA PODEMOS SALIR A PASEAR

TODO LO QUE TIENES QUE TENER EN CUENTA PARA VOLVER A CAMINAR Y EVITAR LESIONES

Desde este pasado lunes 11 de mayo un 51 por ciento de la población de España ha entrado en la fase 1 del conocido proceso de desescalada. Esto ha permitido aliviar algunas de las normas restrictivas impuestas por el decretado estado de Alarma de mediados de marzo, posibilitando también un horario especial para personas mayores de 65 años. Desde la fase inicial (cero) de la desescalada está permitido salir a la calle para hacer deporte o para pasear. Caminar se ha convertido en una de las actividades más populares de las últimas fechas. Pero, ¿lo hacemos de la forma más adecuada? Hoy te proporcionamos una serie de consejos para salir a andar y no pagar las consecuencias.

Lo primero que hay que hacer para salir a andar es respetar las franjas horarias de cada grupo de edad. Si buscas caminar para hacer deporte debes saber que por ahora se mantienen las franjas horarias de 6 a 10 horas y de 20 a 23 horas salvo en esos municipios de menos de 5000 habitantes. En estos no existe tal limitación. Por ello deben saber elegir cuál es la mejor hora para salir a andar.

¿Qué hora es la más adecuada para pasear?

En líneas generales, se deben evitar los momentos más intensos de sol, aunque en mayo, aún no se hace notar en demasía. Se han de descartar las franjas horarias que van desde las 12 del mediodía a las 20 horas en el sur y la mediodía en el centro y norte de la península. Ten en cuenta el número de personas que salen en cada una de las franjas que se te han asignado y trata de elegir en la que menos gente haya para evitar encontrarte con una multitud.

Caminar por las mañanas o por las tardes

La indumentaria es algo fundamental si pretendes salir a caminar como actividad deportiva. Además de todas las directrices proporcionadas por Sanidad como métodos de prevención ante posibles contagios, deben saber que dependiendo del día deberán optar por un atuendo u otro.

Si se opta por pasear a primera hora de la mañana es recomendable llevar alguna prenda de abrigo como parkas, chaquetas deportivas o cortavientos. Si se elige la franja de la tarde – noche, las temperaturas permitirán llevar prendas más sport y menos abrigadas. Si hace sol, una ropa cómoda y un calzado transpirable y que amortigüe la pisada es más que suficiente.

Caminar con lluvia

Por otro lado, los días lluviosos se convierten en apetecibles para pasear y disfrutar de un momento de relax. En estos sí, se recomienda utilizar ropa impermeable y un calzado antideslizante para evitar resbalones y posibles caídas. Una mala pisada puede suponer una mala jugada de la que podría lamentarse durante mucho tiempo.

¿Por dónde salir a andar: ciudad, parques o montaña?

Tras pasar casi 50 días sin salir de casa, cualquier escenario es idílico para disfrutar de una buena caminata. Si bien, las posibilidades que tiene cada uno son muy diversas. Somos conscientes que no todos tienen un pequeño trozo de naturaleza cerca y su ruta dependerá de la región en laque cada persona viva para optar por caminar por la ciudad, por un parque o por la montaña.

En la ciudad

Si prefieres optar por andar por la ciudad debes tener en cuenta todas las recomendaciones anteriores sobre el calzado y la indumentaria. Además, debes valorar que probablemente encuentres un mayor número de gente paseando por el centro de una ciudad o pueblo, ya sea practicando deporte o en su trayecto diario del trabajo o de casa. En estos casos es muy importante tener presentes las pautas sobre el empleo de mascarillas, guantes y distancia de seguridad tanto para asegurar tu salud como la del resto. Además, se ha de utilizar calzado cómodo y de una indumentaria adaptada al clima del día en cuestión.

Aconsejamos, si es posible, que opte por zonas retiradas en las ciudades para caminar. Por ejemplo, un parque puede ser el espacio idóneo aunque no se garantiza que vaya a disfrutar de él en toda su extensión. Habrá más gente y por tanto mantendremos las pautas de prevención establecidas. ¿Ventaja? El contacto directo con algunos elementos de la naturaleza. Eso sí, es aconsejable emplear un calzado deportivo que amortigüe más para, por ejemplo, no notar la gravilla que solemos encontrar en el suelo de parques.

En la montaña

Si tiene la posibilidad de acceder a la montaña, no se lo piense. Aquí podrá encontrar un mayor número de rutas, menos contacto con otras personas y el contacto directo con la naturaleza. Eso sí, para ello es recomendable utilizar un calzado específico, ya que el terreno es más irregular que en los dos casos anteriores.

Hoy día el mercado nos proporciona un sinfín de posibilidades sobre calzado adaptado a caminar por montaña. Normalmente es más grueso que el calzado deportivo y, en algunas ocasiones, un poco menos transpirable. Estas características ayudan a evitar torceduras e incluso caídas si se tropieza con alguna pieza o se resbala debido a la presencia de barro.

En estos terrenos, puede ayudarse de los correspondientes palos para andar que le permitirán ayudarle a seguir caminando por terrenos escarpados o tras una larga jornada. También distintas firmas especializadas en trekking brindan un sinfín modelos económicos de estos aparatos.

¿Necesitas descansar? Lo que no puede faltar en tu mochila

Tanto si decides caminar por la montaña, como por la ciudad, conviene ir preparado. Además de ropa ligera, puedes utilizar una mochila que te permita transportar como agua, frutos secos o barritas energéticas. La primera es fundamental para evitar golpes de calor o directamente refrescarte en un receso para seguir adelante. Si puedes, descarta el bolso o las mochilas bandoleras y opta por mochila normal o una riñonera, así te aseguras que el peso se reparta correctamente por todo tu cuerpo y evitarás sobrecargar una zona más que otra.

Los snacks son muy importantes. Los frutos secos son uno de los productos más recomendados como suplementos de energía en un momento determinado. También se puede optar por fruta rica en potasio como el plátano o por las barritas energéticas que encuentras ya en un sinfín de supermercados o en tiendas especializadas.

En cualquier caso, te recomendamos salir con cabeza. Si llevas varios días sin hacer deporte, no salgas durante horas a pasear o hacer deporte. Es mejor ir añadiendo 5 o 10 minutos diarios a nuestra rutina que extralimitarse desde el principio. De este modo, evitarás lesiones y podrás recuperar la musculatura perdida.

*En estos artículos encontrarás productos y servicios que se pueden comprar a través de internet. Por cada compra que realices a través de los enlaces del texto, Descuentos Ideal recibirá una comisión.